viernes, 28 de febrero de 2014

Marialana




Maríalana...es una flor de angustias y tormentos...de un color pardo muy raro
Ni siquiera miraba a las otras flores
No sonreía a las pequeñas nubes que bajaban en esos días de festivales
Su sonrisa era una mueca dolorosa y arrugada
Se pasaba las noches metida en su yo personal y trágico
Nada importaba en su mundo tan particular...tan cerrado
Tampoco creía en varitas mágicas que pudieran...con su apatía emocional
Ella...no encajaba en ningún lugar...eso pensaba
Un día...en un minuto...se dio cuenta que si encajaba...encajaba con ella
Desde ese día en que...una hoja dorada se posó en su hombro 
Por primera vez...sus ojitos se agrandaron
Sus labios florecieron y todas las hojas se volvieron rojas
Es decir...ella...luego...luego...comprendió que entregaba mucho mas al sonreír
A veces...no nos damos cuenta que aportamos tanto a la vida...a los demás
Vivimos sumergidos en nuestro egoísmo de sentirnos mal o no amados...o no cualquier cosa...sin embargo...sin embargo y para bien nuestro y de todos...hacemos falta...somos queridos
Pensando siempre que todos debemos morir en algún momento...nadie se va a morir por eso
Creo que mientras podamos...debemos amar y ser amados...dar y recibir...hacer cosas por nosotros y por otros...sonreír y regalar esa sonrisa
Una flor debe vivir su vida...sin olvidar que a su alrededor hay otros...muchos seres que...tal vez...necesiten una sonrisa de amor


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cuerditas...