sábado, 15 de marzo de 2014

Ese día vino el olvido









...El olvido se puso de cabeza...ese día en que vino a visitar el bosque...no había ningún paquete que pudiera llevar hacia el horizonte de los canguros olvidables
Nadie quería entregar nada de nada
Yo me alcé en defensa de todos los pensamientos buenos que habitaban las mentes 
Cerré todas las escamas y los árboles me taparon con sus hojas amarillas...
Los besos y las caricias dadas se reforzaron tras sus trincheras...en las melodías infinitas
El olvido tuvo que volver tras su propia tinta...en las mismas letras del ayer



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cuerditas...